Manual de instrucciones de blogscriptum

martes, 24 de julio de 2012

Todo a su tiempo...





Esta mañana me he levantado antes de lo normal. Decidí calmar el calor del verano y la ansiedad por mi relato de ayer con un paseo al alba; ese espacio de tiempo que transita entre la noche y el día, entra las primeras luces que aún no son capaces de dejar sombra y la noche que claudica agotada.
Siempre camino mirando al suelo, buscando la respuesta que, por ahora, no me brinda el cielo. He escuchado un dialogo casi imperceptible y los he visto charlando al borde de un charco. El mayor ha acusado al joven de padecer la enfermedad del tiempo. El joven le ha increpado por su lentitud. El mayor le ha dicho que Dios hizo tiempo de sobra para todo y para todos en el momento de la creación. El menor le ha dicho que el tiempo es oro. Casi su diálogo se ha hecho imposible de seguir cuando el mayor le ha dicho que lo importante no es llegar al otro lado del charco en el menor tiempo posible, sino en llegar, y le ha recordado que a veces hacerlo sólo y sin ayuda es imposible.  El menor le ha recordado que los tiempos han cambiado, que el rápido se come al lento, que el que da primero da dos veces y que las decisiones han de ser tomadas con celeridad porque el ayer ya es pasado y anteayer casi historia. ¿No entiendes que es necesario saborear las cosas?...todo tiene su tiempo, le ha dicho el grande.  Sube y yo te llevo. Si al final lo conseguimos, aunque sea despacio, habrá merecido la pena. Vamos sube, le ha repetido. Han comenzado su lento transitar por encima del charco de apenas 30 centímetros  yo les he hecho una foto con su permiso y  me he subido a mi casa silbando despacio: calma, todo esta en calma, deja que el tiempo cure, deja que el beso dure… Drexler me relaja, creo que la he silbado despacio, extremadamente lenta.




5 comentarios:

  1. Espero con ansia tus relatos porque tus detalles me recuerdan lo que vive a mi alrededor, a pesar de mis miedos y de mis penas, ese mundo sigue. Con tus pequeñas historias cuentas grandes cosas de pequeños seres sin cuya existencia la mía sería imposible. Gracias por llenar mi mente, por deslumbrar a mis ojos con las imágenes que eliges, pero sobre todo por la paz que encuentro con tus melodías. Gracias, hoy mi sueño será más tranquilo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro como no te puedes imaginar. Es mi PAZ también sentarme a escribir. Gracias ti por leerme. Que descanses anónimo.

      Eliminar
  2. Siempre pensé en los caracoles como animales que ven pasar el tiempo sin importarles a donde se encaminan los demás, si llevan prisa o nó. Cuando era pequeña los veranos se me atojaban largos, calurosos, es más cuando volvía a casa casi ni la recordaba bién, me parecia pequeña, rara. Ahora los veranos se me escapan entre los dedos y siento rabia de que acaben tan pronto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres humo este verano (Blogscriptum).

      Para alargar las noches de verano.
      Acompáñese de tu pareja.
      Un saludo a los dos.


      Te quiero a mi lado desnuda en la cama
      así la noche de invierno
      de este Madrid frío y seco
      no se me hace larga
      ni me importa que el viento sople
      Viaducto hacia abajo,
      por encima de nuestra manta,
      hasta el río.


      Te quiero a mi lado desnuda en la cama
      en este otoño de hojas secas
      de un Madrid adoquinado en duermevela
      y sonido de acera baldeada.
      No tengo miedo del cuarto a oscuras
      pues desnuda,
      emites una luz intensa
      que todo lo llena e ilumina,


      Te quiero a mi lado desnuda en la cama
      de este Madrid de jazmines y primaveras
      paseos y besos hasta cerrarlo todo,
      rincones de colchón y almohada mutua,
      arropándome entre tus brazos
      sábanas finas por si hace frio,
      en los callejones apagados de mis sueños


      Te quiero a mi lado desnuda en la cama
      porque es tu sudor mi oasis
      de este Madrid de verano e insomnio
      y el aire de tu boca
      trae el viento fresco y nuevo
      que barre la habitación
      de miedos y dudas.


      Eres humo, vapor
      en esta noche agostada.

      Eliminar
  3. Gracias por este delicioso poema, os deseo a vosotros lo mismo.

    ResponderEliminar

Eres libre...¿Quieres decir algo?